lunes, 10 de abril de 2017

Padre nuestro

Padre nuestro que estás aquí,
en el sacrificio diario
y en el agua blanda,
en las deudas que nos salvan
y en la libertad,
padre nuestro que no esperas un premio para ayudarnos. 


Padre nuestro que no te cansas
y que gozas lo que tienes,
padre nuestro que nos enseñas
que en cada espejo nos miras,
padre nuestro que esperas por nuestra sola tarea:
Estar vivos y ser felices.

Padre, que callas a nuestro ego
y nos explicas que el vagabundo no es un perdedor,
padre nuestro que por tu conciencia de ser
somos parte de tu infinito,
padre nuestro que por amor al río
somos cultivo.

Padre nuestro y de tu verbo el sol,
padre nuestro y de cada vigilia de la luna,
padre nuestro porque no es suficiente pensarte:
¡Que la cobardía escape de nuestro corazones
y que ya no vivamos sometidos!
Que la justicia es razón si la buscamos.

Padre nuestro porque todo es nuestro,
hasta el comienzo
hasta la mano entre cuatro paredes,
padre nuestro porque de nada sirve
quedarnos quietos
si el agua siempre camina.

Padre nuestro porque la vida nos aguarda,
la vida que es en vano buscar porque ya la llevamos dentro.

FELICES PASCUAS y que las excusas se terminen,
que nos demos cuenta de una vez que tenemos
todo el tiempo que hay.

Dios los bendiga.

Marcelo Roberto Galán Capel
Tinta de Sangre
Poeta