viernes, 31 de marzo de 2017

Hola

Hola a todos, gracias por tanto afecto y por sus buenos deseos. Con mi mujer Marcela, mi hijo Juan y queridos amigos, estamos realmente complacidos con casi todas las muestras de cariño y solidaridad, y digo casi porque algunos de ustedes se refieren a mí como "mi divo" "mi poeta" (quizá alguna expresión más del mismo tenor) o sugieren que "yo escribo para enamorar a mis seguidoras". El amor que siento por Marcela se basa en el respeto y la admiración, el amor que siento por mi hijo Juan es de una gratitud eterna porque gracias a él yo soy, por eso les pido que tengan a bien cuidar estas expresiones que me incomodan, que siento no condicen con el respeto con que los trato diariamente.

Cuando tuve la fortuna de estar en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara - México en el año 2015, alguien sugirió lo mismo y mi respuesta fue: "Yo no escribo para enamorar a nadie más que a mi mujer, yo no quiero que se enamoren de mí, yo quiero que se enamoren, que se atrevan a la increible experiencia de vivir enamorados".

Nuevamente gracias por su amistad, en mi pecho llevo guardado muy hondo sus buenas intenciones y mejores anhelos. Dios los bendiga siempre.

Marcelo Roberto Galán Capel
Tinta de Sangre
Poeta