miércoles, 14 de diciembre de 2016

Moebius, Ana y El amor del que todos hablan

Porque un libro 
es fuerza y alimento, 
un vacío abierto en los ojos, 
un hondo silencio 
apresurado en el aliento, 
dos a un mismo tiempo: 
El cielo y el infierno. 

Porque un libro de poemas 
comprende que cabe en un verso, 
como se pide un café 
al lado de un enorme ventanal. 

Porque la poesía es y debe ser 
otra mirada posible, 
como un largo pasillo 
que termina dándole nombre a todo. 

Porque un libro 
es un vicio que me da sentido, 
un mundo que se revela en lo que escribo. 

Marcelo Roberto Galán Capel 
Tinta de Sangre