miércoles, 15 de julio de 2015

Contigo de mil maneras

Contigo de mil maneras

 
Después de una pausa 
eres aún más bella,
reflejo de un mismo reflejo
como la marea,
mujer
amante
niña,
itinerario de un poema,
lluvia que cae leve como encendida,
alma que se hace cuerpo en una caricia,

y así otra vez a mi amor vienes,
llama ardiente, compañera,
contigo de mil maneras
sin controlar el reloj.

¡Recíbeme esta noche!
¡Recíbeme como ese amor
que nunca resbaló por tus ojos!
¡Recíbeme para jamás olvidarme
porque he regresado a casa!
quiero a la humedad ver
abrirse y cerrar tras nosotros,
quiero sentir en el rostro el sonido
de tu despertar en la mañana,

y así tan pronto me abraces
saberme entero,
como si tu intimidad
se hiciese a mi medida,
contigo de mil maneras
donde nunca hubiéramos imaginado.

Sé del pensar de tu respiración,
y de tus sueños que me invitan a subir
por su tallo hasta el alba,
y de las horas juntas como una paloma,
y de la hermosa tú que me acostumbra a no ceder,

¿cómo negar este amor
que de las entrañas me arranca?
¿Cómo dormir si te asomas
continua a mi pensamiento?
¿cómo aprender a coser tu nombre
si tú tienes el hilo y las letras?
Contigo de mil maneras,
dejando que los días pasen
y se vuelvan a repetir.

Me colmas,
me extiendes,
dime cuándo
dime dónde,
somos dos sueños en un lugar sin nombre
y mi amor te prefiere,
mirarte es dócil fuego
nave y náufrago a la vez,
¡tú me enseñas a despertar!

Para mis ojos que aman tus ojos
nada como buscar tu aliento,
nada como este amor que tú y yo sabemos,
nada como esta flor profunda que no se ve pero se siente,
nada si te veo llegar maravillosamente,

contigo de mil maneras,
amo tus versos,
amo tu vida.

Marcelo Roberto Galán Capel
Tinta de Sangre
Namaste

Copyright © Todos los derechos reservados