viernes, 22 de mayo de 2015

Un lugar mejor

Un lugar mejor

 
Dudar de nosotros no es dudar 
si estamos rodeados de realidad,
es real esa ventana que detiene
al sol mas no sus rayos,
son reales los pasos de barro
que dejan los niños en las veredas
despues de la lluvia,
es real este poema
y las palabras que elijo
como reales mis ojos,
que por abiertos no dejan de pensarte,
que por buscarte,

para mí no existe
un lugar mejor que éste,
y las palabras que de una a otra
son pan y rosas mientras me lees.

Yo sé que el amor es presencia,
me lo has dicho y estoy de acuerdo,
pero también son hilos grises repentinos:
un corazón conocido,
un pequeño arte,
una belleza que reposa,
como el ruido cuando te quedas sola
y no haces más que esperarme,
el amor es a veces un patio circular
donde no somos otros y ninguno,

para mí no existe
un lugar mejor que éste,
me doy cuenta que en todas partes
por ti empiezo de nuevo.

Pienso en ocasiones
que aunque duela la distancia,
mi amor te encontrará porque lo sabes,
tu amor sabrá de mí
haciendo cosas por impulso:

abrazando para proteger,
riendo cuando no se puede,
amando cuando te rechacen,
gritando y jurando amor eterno,
y también llorando,

para mí no existe
un lugar mejor que éste,
el agua abunda y las piedras,
el viento es diario,
el tiempo es tuyo.

Yo no paso por la vida y por el amor
y si me permites un consejo,
tú tampoco debes pasar,
la vida como el amor
es pasión
es osadía,
es atreverse en cualquier circunstancia
es autoestima,
es realizar aquello que deseo,
es respeto,

me lo enseñaste tú
cuando me dijiste: libérate de todo lo que
te tira hacia abajo,
¿y me preguntas por qué te amo?,
ahí la respuesta:

te amo porque en ti
encuentro lo correcto,
porque me gustas,
porque eres de esas personas que sueñan
así como yo.

Para mí no existe
un lugar mejor que éste,
por aquello que eres,
plenitud y simplicidad
es lo que tengo.

Marcelo Roberto Galán Capel
Tinta de Sangre
Namaste

Copyright © Todos los derechos reservados