viernes, 16 de mayo de 2014

Pensándote

Pensándote

 
Como yo te amo
así navegamos,
sin bandera,
y mi pasión te busca mientras
mis sueños dibujan
un silencio de ti,

el de tus manos,
buscando quizá mis alas,
el de la noche que tu boca
aguarda por mi mirada,
el del preludio de plata
que la luna derrama,
mientras los sueños azules
esperan por ti,

y un romance rebelde me riza el cabello,
y fuiste en mi espalda mis dos ríos,
y necesito de ti,
y de la penumbra de tus labios
sin tu ausencia.

Como yo te amo,
así tiembla tu voz en mi alma,
como un cándido rubor entre mis sábanas,
así mis manos buscan en tus manos
el esquivo mar de tus pudores,
así a veces en mis deseos te encuentro,
peleando por ti
y mi derecho de amarte.

Hermosa tú como yo te amo,
sorprendiendo a mis ojos
sin límites y sin retorno,
hermosa desde el insomnio hasta el alba,
devorando el tiempo con un amor transparente.

Mis pasos se vienen lentos cuando suspiras,
como un amor de tarde,
asumiendo al instante que es
imposible mirar al mundo sin ti.

Como yo te amo es pretenderte alcanzar
cuando todavía no he visto nada,
es esperar que llegues sin nombrarte,
es asombrarme de ser nosotros
y no asombrarme de descansar en ti,

como yo te amo es reclamar que me ames,
que me ames sola en tu azar aprendiendo a quererme,
que me quieras con tu corazón sin excusas,
que me asumas sabiéndote aquí,

como yo,
que te amo para no poderte olvidar,
que te olvido queriéndote soñar,
que te amo entre siempre y jamás.

Como yo te amo
vaya uno a saber,
si bastidor,
si un noble rostro sin tu permiso,
lentamente rocío
pero siempre pensándote.

T de S
MRGC
Namaste