sábado, 16 de noviembre de 2013

Desde siempre

Desde siempre


Tan simple como si alguien me
preguntara sobre mi labor y yo
dijera ... TRAFICANTE DE SUEÑOS.

No me gusta vivir apurado para
llegar primero,
ni simular urgencias,
ni pasar desapercibido,
no me gusta vestir de ansias
ni estar cansado,
ni hacer lo cotidiano en sitios inesperados,
ni correr tras de las horas desnudando
a mi paso árboles en flor.

Una moneda en mi bolsillo me recuerda
que debiera buscar una fuente,
aventurarla a esa mezcla de aire y agua
y pedir un deseo,

un deseo mientras la redondez gira
y el destino parece jugarse a una fugaz entrega,
si la belleza, el instante mismo que se imagina,
si la vida arrojada como en una especie de nido
donde el alma ejercita su libertad,
donde las palabras son praderas abiertas
pendientes todas de un cielo inmaterial.

Desde siempre me levanto en las mañanas para mirar,
me gusta cuidar de los anhelos que tengo al
alcance de la mano,
como si TÚ me despertaras con un beso,
con ese destello que sólo brilla en tus ojos
cuando me dices TE AMO,
y que TÚ y YO llamamos COMPLICIDAD.

Un hilo de luz deja al descubierto mi mirada,
el horizonte de mis pensamientos es una gota de agua,
un ritmo escapa de mi tiempo y de mi cama,
se consumen mis sentidos,
mi cuerpo se derrama,
¡es que pronto me ha de arrastrar la cordura,
la certeza, el aliento que responde a tu nombre!,
¡es que el silencio se volverá gris
y apenas podrás resbalar por entre mis labios!

Desde siempre trafico sueños,
ya sea entre mantas o cartones
de pompas de jabón o retratos de la calle,
agraviando a los paisajes que nada dicen,
esperando el cambio de los que se atreven,
desde siempre me gustaron las respuestas sin preguntas,
la ternura sin nada esperar,
el amor como el querer,
la verdad que atraviesa.

Dicen que la lluvia es de aquel que consigo habla,
que el principio es poder escribir,
que la tierra todo lo aquieta,
que el amor es una tormenta,
y que el árbol siempre se recuesta cuando las máscaras
del día ya no conmueven,

tan simple como si alguien me
preguntara mi labor ... TRAFICANTE DE SUEÑOS.

Desde siempre palabras y silencios,
y TÚ y YO,
y palabras en el viento,
y silencios en el aire.

T de S
MRGC
Namaste