jueves, 31 de octubre de 2013

Pensarte bajito

Pensarte bajito

 
"Sólo el amor inocente
piensa bajito".

Sueñas con la lluvia,
y yo sueño con jardines
que me despiertan,
como el tiempo que lento
pasa entre mis dedos,
como ese fuego que es mi deseo,
la sombra de tu amor.

El romance del sol y la luna es el mejor reloj
a la hora del cielo,
se entrega abriéndose jóven,
parece aliento de cristal y nubes,
es una mirada y mil palabras,
una fotografía firme,
un silencio en forma de promesa,
una flor desértica buscando amanecer,
y entregarse a ti siempre cómplice,
terminando por necesitarte.

La sombra de tu amor,
la leve sombra de tu mano descubriendo mi rostro,
esa voz de amor pálido que me habla al oído,
que entibia mi pecho,
ese remolino que me abriga por veredas de ensueños,
y me rinde llamándome, llamándose
como un amargo café en sombras,
a la media noche, y como compañía una silla vacía.

Sueño por la mitad,
los pétalos secos a un lado de mi almohada esperan por ti,
que me mires,
que me ames,
quiero confundirme atrapado en el recuerdo,
quiero tu cuerpo lleno de mi corazón.

Tu boca sigue siendo mi primer beso,
ese pensarte bajito,
el sendero que jamás llega primero pero es lo que miro,
lo que siempre miro a través de la ventana,
percibiendo el aroma que emana,
cerrando los ojos donde comienza,
convirtiéndome en mariposa donde termina.

No sé si existías,
no sé si cada segundo, si cada palabra dicha
prentedió pensarte a fin de encontrarte,
no lo sé,
un día llegaste así, sin carta de presentación,
me dijiste TE EXTRAÑO y en tus labios me descubrí.

La sombra de tu amor y de mi amor
se aman en plenitud,
¿no lo crees?,
dime si no te pasa que lo que pasa
deja de ser real cuando me piensas,

y sueñas con la lluvia,
y yo sueño con jardines que me despiertan.

T de S
MRGC
Namaste