lunes, 29 de julio de 2013

Luz de la noche

Luz de la noche

 
Reflejado en el suelo,
nada más, nada menos,
como agua mansa nocturna
de su sombra,
con sed en los labios y mis
manos por el aire ... vibro en ti,

la luz de la noche está abierta en flores,
gajos de sol,
aromas de luna,
silencio tan oscuro que parece dormido,
y un sueño que semeja
inventarse a la orilla de mi pecho,
y el azul quieto de un solo pájaro,
y un espejo único como alas de mi alma,

la esencia es así,
da respuestas sin haber preguntas,
su voz es la nada, una nada que se escucha sigilosa,
mientras se pasa el tiempo en suspiros que pasan,
y el amor es mañana,
un aire a soledad a prueba de imposibles,

en la cima de mi cuerpo todo es inmediato
resuelto en lejanía,
soy la profundidad y la distancia,
la plenitud que vaga y el
transcurso de mirar hacia atrás,
aquí persiste mi niñez cual sendero,
estoy desnudo a un punto de luz vuelto reposo,
y en mi rostro yace la ventura de quererte,

puedo oir las voces libres de los siempre amadores,
horizontes de párpados,
un dulce contínuo aliento hasta los valles,
un asombro superior al deseo,
y a lo lejos un sosiego de madurez,

me tienes,
soy un lienzo latiente cobijando mi piel,
mientras un raudal de palabras golpea mis mejillas.

T de S
MRGC
Namaste