jueves, 6 de junio de 2013

Mi mundo de fantasía

Yo amo a la luna caída en el mar,
¡qué silencio más hermoso el de tu voz,
cuando sin palabras me dices TE AMO!,
¡acércate mi amor, escucha!,
el anochecer es mi aliento y se
reconoce en ti cuando tú me deseas,
soy el mismo que acude a tu cuerpo cuando duermes,
que desnuda tu piel sin espera,
sin temor y sin tiempo,

tu poeta camina recto hacia ti,
¡por favor no cierres las ventanas!,
¡volver a ver tú y yo las estrellas, como el
sendero vírgen de tus sueños y de mis sueños!,
seré contigo tres cielos si tú me llamas,
el que queda a la orilla de mis labios, cuando me besas,
el que es promesa cuando el olvido conversa con el amor,
y el del sol, costado abierto de mi pecho cuando te nombro,

yo amo recibir tu corazón cuando me piensas,
como si por vez primera te tuviese,
gozando de ti cuando sonríes,
amante de ti cuando en ti me reconozco,
porque soy la flor del aire que encuentras en tu camino,
soy la roca hallada en mitad del valle,
la transparencia del paisaje cuando eres un
torrente sin mirar.

El anhelo de mis ojos diciéndote TE AMO,
el encuentro de mi boca descuidada con tu alma,
el amor que calla cuando tú no quisieras,
el despertar de ese punto en que no entiendo lo que siento,
¡si te amo tanto como digo hacerlo!, ¿por qué no estás aquí?,
¡si te mueres por mí, como gritan tus sueños!,
¿por qué no me rescatas?,

¡ay amor!, tú completas mi mundo,
mi fantasía es que gustes de mí, viéndolo todo,
mi ausencia de ti, el desearte como te imagino
porque todo lo que sueño lo vivo,
porque todo lo que vivo lo escribo,
porque todo lo que escribo es libre para que tú me puedas sentir,

¡ay amor!, ¡búscame más, adéntrate en mi vida!,
sé la verdad de mi destino que siempre quiero.

T de S
MRGC
Namaste